Internacional

Conferencia de las Naciones Unidas sobre el cambio climático (cop24) en Katowice

Los gobiernos han adoptado un robusto conjunto de directrices para aplicar el histórico Acuerdo de París sobre el cambio climático que fue aprobado en 2015.
La aplicación del acuerdo beneficiará a todas las personas, pero especialmente a las más vulnerables.
Se ha acordado el Paquete de Katowice para el clima, que está diseñado para hacer operativo el régimen de cambio climático contenido en el Acuerdo de París. Bajo los auspicios de la secretaría de las Naciones Unidas para el cambio climático, este paquete de directrices promoverá la cooperación internacional y fomentará una mayor ambición en la acción climática.
Gracias a las directrices, los países podrán tener confianza en que todos ellos están desempeñando el papel que les corresponde frente al desafío del cambio climático.
El Presidente de la COP24, el Sr. Michal Kurtyka, de Polonia, dijo: “Todas las naciones han trabajado incansablemente. Todas las naciones han mostraron su compromiso. Todas las naciones van a irse de Katowice conscientes de que sus esfuerzos han dado sus frutos. Las directrices contenidas en el Paquete de Katowice para el clima son la base para aplicar el acuerdo a partir de 2020”.
El Paquete de Katowice para el clima incluye directrices que harán operativo el marco de transparencia del Acuerdo de París.
El paquete establece la manera en que los países informarán sobre sus acciones climáticas en el marco de las respectivas contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC, según sus siglas en inglés). La información abarca las medidas de mitigación y adaptación, así como detalles sobre el apoyo financiero a la acción climática en los países en desarrollo.
El paquete también incluye directrices relacionadas con:
- El establecimiento de nuevos objetivos de financiación a partir de 2025, para dar seguimiento al objetivo actual de movilizar 100 000 millones de dólares anuales a partir de 2020 para apoyar a los países en desarrollo;
- Cómo llevar a cabo el Balance mundial sobre la eficacia de la acción climática en el mundo en 2023;
- Cómo evaluar los avances en el desarrollo y la transferencia de tecnología.
La Secretaria Ejecutiva de ONU Cambio Climático, la Sra. Patricia Espinosa, dijo: “Se trata de un logro excelente. El sistema multilateral ha dado resultados sólidos. Esto es una hoja de ruta para que la comunidad internacional aborde el cambio climático con decisión. Las directrices en las que las delegaciones han estado trabajando incansablemente son equilibradas y reflejan claramente cómo se distribuyen las responsabilidades entre las naciones del mundo. Incorporan el hecho de que los países tienen capacidades y realidades económicas y sociales diferentes”.
Con estas directrices, los países podrán poner en marcha los procesos nacionales necesarios para aplicar el Acuerdo de París a partir de 2020. Lo mismo se hará a nivel internacional.
Al funcionar juntos, estos sistemas asegurarán que las naciones puedan actuar en una atmósfera de confianza y puedan evaluar el progreso de sus acciones climáticas.
“Aunque habrá que ultimar y mejorar algunos detalles más tarde, el sistema en su gran parte está ya acordado”, dijo la Sra. Espinosa.
Las principales cuestiones que quedan por resolver se refieren a la utilización de enfoques de cooperación, así como al mecanismo de desarrollo sostenible, tal y como figura en el artículo 6 del Acuerdo de París. Estos enfoques permitirían a los países cumplir una parte de sus objetivos nacionales de mitigación mediante el uso de los denominados “mecanismos de mercado”.
Los mecanismos de mercado, tales como los mercados del carbono, proporcionan instrumentos flexibles para reducir los costes de la reducción de emisiones.
En este sentido, el Acuerdo de París reconoce la necesidad de normas mundiales para salvaguardar la integridad medioambiental de los esfuerzos de todos los países.
Estas normas mundiales son importantes para garantizar que se dé cuenta de cada tonelada de emisiones de gases liberada a la atmósfera.
De esta manera, se podrá medir con precisión el avance hacia los objetivos de limitación de emisiones del Acuerdo de París.
“Desde el comienzo de la COP, rápidamente quedó claro que ésta era un área que aún requería mucho trabajo y que los detalles para poner en práctica esta parte del Acuerdo de París aún no habían sido suficientemente explorados", explicó la Sra. Espinosa.
“Después de muchos intercambios enriquecedores y discusiones constructivas, la gran mayoría de los países estaban dispuestos a acordar e incluir las directrices para hacer operativos los mecanismos de mercado en el paquete general”, dijo.
"Desafortunadamente, al final, no se han superado las diferencias".
Por ello, los países han acordado ultimar los detalles de los mecanismos de mercado el próximo año con vistas a su adopción en la próxima Conferencia de las Naciones Unidas sobre el cambio climático (COP25).

El Diálogo de Talanoa y la acción antes de 2020

El Diálogo de Talanoa concluyó en la COP24 después de un año de conversaciones lideradas por Fiji y marcadas por un espíritu de inclusión. El diálogo ha tenido como objetivo evaluar el nivel de ambición de la acción climática en el marco del Acuerdo de París. Una de las mayores aportaciones al Diálogo de Talanoa ha sido el informe sobre el calentamiento de 1,5 ºC del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC).
“Tanto bajo el marco de la Convención sobre el Cambio Climático como del Acuerdo de París, el IPCC está reconocido como el órgano que proporciona la base científica de las políticas sobre el cambio climático”, dijo la Sra. Espinosa. “Le doy las gracias a todos los expertos por su duro trabajo y su importante contribución al IPCC”, añadió.
La última sesión de alto nivel del Diálogo de Talanoa se cerró con la Llamada a la Acción Talanoa, un pedido a todos los países y los demás actores a actuar frente al cambio climático de manera urgente.
Se anima a los países a que tengan en cuenta los resultados del diálogo en sus esfuerzos nacionales para aumentar su nivel de ambición cuando revisen sus contribuciones determinadas a nivel nacional en 2020.
Por otro lado, se llevó a cabo un balance de las acciones climáticas que se están tomando antes de 2020. El análisis dio a los países la oportunidad de evaluar su nivel actual de ambición. Se espera que una sesión similar tenga lugar en 2019.
“Aunque está claro que continúan existiendo brechas, el balance de las medidas que se están tomando antes de 2020 y el Diálogo de Talanoa han demostrado que el mundo ha construido unos cimientos sólidos para la acción climática en el marco del Acuerdo de París”, dijo la Sra. Espinosa.
Principales anuncios
Un gran número de países desarrollados se comprometieron a prestar apoyo financiero para que los países en desarrollo puedan tomar medidas frente al cambio climático. Esto es de gran importancia para la reposición del Fondo Verde para el Clima.
Los países han enviado señales positivas importantes en lo relativo al Fondo Verde para el Clima. Alemania y Noruega han anunciado que doblarán sus contribuciones al fondo.
Por su parte, el Fondo de Adaptación recibió un total de 129 millones de dólares.
Los anuncios de nuevos compromisos que han hecho bancos multilaterales de desarrollo (BMD), organizaciones internacionales, empresas, inversores y sociedad civil han contribuido a crear la voluntad política para el resultado de la COP24.
La conferencia de Katowice ha sido testigo de importantes anuncios que vienen a dar un mayor impulso a la acción climática. Algunos de esos anuncios:
- El Banco Mundial ha prometido 200 000 millones de dólares para financiar la acción climática durante el período 2021-2025;
- Los bancos multilaterales de desarrollo han prometido alinear sus actividades con los objetivos del Acuerdo de París;
- 15 organizaciones internacionales han prometido hacer que sus operaciones sean climáticamente neutras;
- Las ciudades del grupo C40 anunciaron que trabajarán con el IPCC para identificar cómo aplicar el Informe especial 1,5 ºC sobre el calentamiento global en sus medidas climáticas.
Se han hecho muchos más anuncios y se han presentaron ejemplos inspiradores de acción climática en los eventos de alto nivel de la iniciativa Acción Mundial sobre el Clima. Para más información, haga clic aquí(temporalmente en inglés).
La próxima Conferencia de las Naciones Unidas sobre cambio climático tendrá lugar en Chile y, a su debido tiempo, se proporcionará información más detallada acerca de la fecha exacta de la conferencia, así como la ciudad.

Sobre la CMNUCC

Con 197 Partes, la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) cuenta con un número de miembros que la hace casi universal y es el tratado precursor del Acuerdo de París sobre el cambio climático de 2015. El objetivo principal del Acuerdo de París es limitar el aumento de la temperatura media mundial muy por debajo de 2 grados centígrados e impulsar esfuerzos para que no aumente más de 1,5 grados centígrados por encima de los niveles preindustriales. La CMNUCC es también el tratado precursor del Protocolo de Kyoto de 1997. El objetivo último de todos los acuerdos en el marco de la CMNUCC es estabilizar las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera a un nivel que evitará la interferencia peligrosa del ser humano en el sistema climático en un plazo de tiempo que permita a los ecosistemas adaptarse naturalmente y que haga posible el desarrollo sostenible.

Las alianzas de ONU Cambio Climático para la COP24

ONU Cambio Climático ha anunciado las alianzas para la Conferencia sobre cambio climático, COP24, que se celebró del 2 al 14 de diciembre en Katowice. Estas alianzas contribuyen a mostrar e impulsar la acción climática y el apoyo a los objetivos del Acuerdo de París.
Las alianzas de la COP24 fomentan una mayor participación de los interesados que no son Partes, tal como se prevé en la Alianza de Marrakech para la Acción Mundial sobre el Clima.
La Alianza de Marrakech fue lanzada por las Partes en la Conferencia de la ONU sobre cambio climático COP22, donde se acogía explícitamente la acción climática de todos los interesados que no son Partes, incluido el sector privado, para ayudar a implementar el Acuerdo de París.
Desde ahí, se anima encarecidamente a todas las entidades sociales, y a las empresas, a intensificar sus esfuerzos y a apoyar las acciones de reducción de emisiones, a construir resiliencia y a reducir la vulnerabilidad ante los efectos adversos del cambio climático.
Las iniciativas lideradas por los asociados de la COP24 incluyen eventos de promoción de la movilidad urbana sostenible, inspiración para jóvenes para crear soluciones climáticas, desarrollo de tecnologías energéticamente eficientes, y fomento del consumo sostenible, entre otras iniciativas para guiar la transición hacia un futuro con bajas emisiones de CO2.
“Necesitamos mayor coherencia y colaboración para construir un sistema multilateral fuerte que pueda alcanzar el punto de inflexión en las emisiones mundiales”, ha dicho el Secretario Ejecutivo Adjunto de ONU Cambio Climático, Ovais Sarmad. “Al cooperar con los interesados que no son Partes, estamos uniendo fuerzas para fomentar la acción climática en todos los niveles de la sociedad”.
Con estas alianzas con asociados innovadores y responsables con el medio ambiente, ONU Cambio Climático se propone acceder a recursos clave como el conocimiento, la experiencia y un amplio apoyo en la divulgación, para ayudar así a desencadenar el verdadero potencial del Acuerdo de París, y acelerar además el progreso hacia la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.
Todos los aliados seleccionados han demostrado voluntad para ejercer responsabilidad social y medioambiental, a menudo involucrando a público, ciudades, regiones, empresas y la sociedad civil en sus iniciativas respetuosas con el clima. Muchos también se han comprometido a reducir las emisiones de sus operaciones al tiempo que adoptan prácticas empresariales más sostenibles.

Ejemplos de apoyo a la COP24 de los aliados

- Divulgación: ONU Cambio Climático ha colaborado con la red de agencias WPP para crear la iniciativa “El Asiento de Todos”, que combina tecnología digital, encuestas sociales y la promoción del clima, para que se escuche la voz de millones de ciudadanos de todo el mundo y alentar al compromiso y a la acción climática a través de las redes sociales.
- Participación virtual: Facebook acogerá una zona en el pabellón de ONU Cambio Climático dedicada a facilitar las entrevistas ‘Facebook Live’, con el objetivo de ampliar el contacto virtual con el público.
- Transporte y movilidad respetuosos con el clima: Una alianza con la compañía de energía Iberdrola se centra en aumentar la concienciación sobre la movilidad de neutralidad climática mediante la implicación de participantes de la COP24 en una expedición ciclista desde Viena hasta Katowice.
- Financiación climática: Una alianza con Visa ha permitido la creación de un quiosco de donaciones sociales para demostrar el poder de la acción colectiva. Las donaciones recogidas irán al Fondo de Adaptación, que financia proyectos y programas para ayudar a los países en desarrollo más vulnerables a reforzar la resiliencia y a adaptarse a los impactos inevitables del cambio climático.
- Conferencia sostenible: El pabellón de alianzas de la secretaría en la COP24 ha sido amueblado con elementos sostenibles proporcionados por IKEA y por la empresa vienesa Papertown. Los muebles producidos por Papertown están hechos de cartón, un material reciclable que permite reducir las emisiones de energía y de CO2 durante el transporte y el almacenamiento.
- Conocimiento y experiencia: Varios aliados de ONU Cambio Climático participarán en debates relativos a la acción climática a lo largo de la conferencia.

Las alianzas de ONU Cambio Climático para la COP24 son:

- Facebook. La red social se ha comprometido a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 75% y a impulsar sus operaciones mundiales con un 100% de energía renovable a finales de 2020.
- GEIDCO. Una organización no gubernamental, con sede en Pequín, integrada por empresas, instituciones y personas dedicadas a promover el desarrollo, la transmisión y el consumo de energía limpia a gran escala en todo el mundo.
- Google. La compañía tecnológica logró en 2017 impulsar sus operaciones mundiales con un 100 % de energía renovable y está centrada en la creación de centros de datos eficientes que consuman menos energía.
- Iberdrola. La compañía eléctrica internacional, presente en España, Estados Unidos, el Reino Unido, México, Brasil y otros países, apuesta por la generación de energía a partir de fuentes renovables. Dos tercios de la capacidad instalada de Iberdrola son libres de emisiones.
- Grupo Ingka. Perteneciente al Grupo IKEA, empresa de muebles y artículos para el hogar, Ingka cuenta con 367 tiendas en 30 mercados de todo el mundo. IKEA está animando a sus clientes y proveedores, junto a gobiernos y a otros socios, a trabajar juntos para luchar contra el cambio climático. Ha establecido unos objetivos basados en la ciencia para 2030 que incluyen la reducción de emisiones de las tiendas del Grupo Ingka, y otras operaciones, en un 80 % en términos absolutos, en comparación a 2016.
- Itaipu Binacional. Empresa de energía hidroeléctrica con una central ubicada en la frontera entre Brasil y Paragua, líder en generación de energía limpia y renovable.
- Papertown. Empresa con sede en Viena que trabaja con cartón como material de construcción sostenible para diseñar productos para eventos y ferias de comercio justo.
- Signify. Líder mundial en iluminación con experiencia en el desarrollo de tecnologías energéticamente eficientes y bajas en emisiones. La empresa tiene la intención de llegar a la neutralidad climática para 2020 mediante el ahorro de energía en fábricas y oficinas, la optimización de la logística y la cadena de suministro, la reducción de los viajes de negocios y el aumento del uso de energías renovables.
- UITP y UIC. La Unión Internacional de Transporte Público (UITP) y la Unión Internacional de Ferrocarriles (UIC) son asociaciones mundiales de transporte que animan a los actores del sector del transporte público a contribuir para alcanzar los objetivos del Acuerdo de París.
- VISA. Una de las redes de pago más grandes del mundo, Visa es una empresa que pone fuerte énfasis en la sostenibilidad, y se compromete a utilizar un 100 % de energía renovable en sus operaciones.
- WPP. Red mundial de agencias de publicidad que tiene en cartera varias campañas sobre temas relacionados a la sostenibilidad.